lunes 21 de octubre de 2019 - Edición Nº320

Seguridad y emergencias | 9 oct 2019

Crimen de Lorena Arana

UNA PERITO DE LA FAMILIA DEL ACUSADO SOSTIENE QUE NO HAY PRUEBAS CONTRA ARRIOLA Y QUE DEBERÍA QUEDAR EN LIBERTAD

La defensa asegura que la Justicia no tiene evidencias para señalarlo como imputado.


La técnica en investigación en la escena del crimen, Marcela Pantano aseguró que no hay pruebas fehacientes que incriminen a Carlos “el Brujo” Arriola por la muerte de su pareja Lorena Arana, quien fue hallada sin vida en la mañana del 3 de noviembre de 2018, en el sendero de un médano situado al oeste de paseo 111 y avenida 28.

Pantano y Vanina Arriola, hija del único imputado por el crimen, brindaron una conferencia de prensa en la que exhibieron copias de pericias realizadas en la investigación. Incluso afirman que Carlos Arriola podría quedar en libertad ya que no hay elementos que justifiquen mantenerlo detenido.

En la presentación de la perito de control de parte, dejó entrever que la Justicia debería girar la mirada acusando a otra persona, aunque advirtió que no daría más detalles “para no entorpecer lo que la Fiscalía va a tener que hacer para encontrar al verdadero responsable del crimen”.

Pantano dio detalles de una serie de acciones que realizó la policía y la policía científica y criticó con dureza porque a su entender “no se preservó la escena del crimen” e indicó que “de las 60 muestras que tomaron para presentar como prueba solamente quedaron 18 para peritar y en ninguna de esas 18 hay ADN en calidad y cantidad con el perfil genético de Arriola”.

La perito afirmó que “se perdió la prueba de la temperatura del cuerpo de Lorena Arana, no se tomó la ubicación exacta ni los datos para saber a qué distancia y desde qué posición le dispararon para establecer la altura de la persona que usó el arma”, y agregó que “hubo un testimonio de un testigo que 7.55 vio que había un auto en la zona donde encontraron el cuerpo, incluso dio detalles del vehículo pero la Fiscal decidió desestimar el testimonio porque no había cámaras para avalar lo que dijo”.

En relación a información suministrada por fuentes judiciales, que sostuvieron que había evidencia en un buzo encontrado en un allanamiento en un domicilio de Madariaga, Pantano sostuvo que “ese buzo ni siquiera fue tenido en cuenta y está dentro de las 42 muestras descartadas como evidencia”.

Pantano enfatizó “se debería haber ampliado la investigación y los testimonios a familias, amigos y ex pareja porque no olvidemos que estuvo 16 años viviendo en pareja con el padre de sus hijos, se había separado en marzo y ni siquiera hubo un allanamiento”.

En cuanto a la desaparición de Arana, la perito indicó “hubo testigos que la conocen y que la vieron el viernes a las 10.30, además de que habría estado en una fiesta en la noche del jueves”.

La expectativa de la familia de la defensa es que prontamente Carlos Arriola recupere la libertad y que la Justicia tome nuevos caminos en búsqueda del autor del crimen.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO: